Infoxicación y desinformación en Nicaragua [Entrevista con Jorge Hurtado]
Infoxicación y desinformación en Nicaragua [Entrevista con Jorge Hurtado]

Home | iLifebelt Times | Infoxicación y desinformación en Nicaragua [Entrevista con Jorge Hurtado]

En esta entrevista Jorge Hurtado*, periodista y productor audiovisual, aborda las tendencias digitales, en donde se incluye la intoxicación  y desinformación en Nicaragua, que será uno de los grandes retos para este país centroamericano en 2021.

Esta forma parte de una serie de entrevistas que hemos realizado en torno al Estudio iLifebelt 2021, el noveno estudio anual sobre el uso del Internet y las redes sociales con énfasis en México, Centroamérica y el Caribe, con la intención de ayudar a las empresas, medios de comunicación, investigadores, académicos, estudiantes e individuos en general, a tomar decisiones informadas sobre su devenir digital.

Lee el resto de entrevistas en esta serie haciendo clic aquí.

 

¿Cuáles son las principales oportunidades en materia digital que se perfilan en Nicaragua?

Nicaragua, como ya lo han reflejado varios estudios e incluso iLifebelt, aún mantiene una enorme brecha digital con el menor acceso a internet de toda la región. Esto, además de una problemática social, es una gran oportunidad para el desarrollo de negocios en torno al marketing digital, emprendimientos sociales y nuevas tecnologías.

Actualmente, y pese a la crisis económica, en el país están surgiendo diversos emprendimientos y negocios que demandan de empresas que suplan con novedosos servicios digitales, asesores, especialistas, innovaciones tecnológicas, entre otros, ya que aún continúa siendo necesario en el mercado local. Así mismo, tras la pandemia de coronavirus, varias empresas, especialmente en el sector de productos y servicios comenzaron a migrar de los canales tradicionales a digitales para atender a su clientela y buscar nuevos nichos.

 

¿Cuál diría que es el cambio más relevante en el comportamiento digital que han experimentado sus compatriotas?

En Nicaragua –que vive una crisis sociopolítica desde 2018 donde las redes sociales jugaron un rol importante para documentar e informar los acontecimientos vinculados a violaciones de derechos humanos en el país–, la mayoría de usuarios migraron al anonimato digital por temor a la persecución política. Miles de cuentas colocaron candados o cambiaron su perfil para alzar su voz bajo el anonimato. La seguridad digital se convirtió en un método de sobrevivencia para quienes se mantienen en el país.

Otro de los cambios significativos estuvo relacionado con el cierre, confiscación y ataque a medios de comunicación independientes, obligando a medios tradicionales a migrar a redes sociales para continuar informando y a las audiencias a interactuar con los medios directamente desde redes sociales, apoyando como periodistas ciudadanos, una dinámica que aún se mantiene.

 

¿Qué tendencias digitales se perfilan para Nicaragua en 2021?

2021 es año electoral en Nicaragua y se espera que, en medio del ambiente polarizado que persiste, las redes jueguen un rol trascendental. El crecimiento de usuarios en redes sociales es una tendencia que se mantiene a medida que la población, mayoritariamente joven, continúe accediendo a Internet.

Durante 2021, los usuarios retomarán los canales digitales para visibilizar los procesos políticos que afronta el país. Así mismo, con la ley de ciberdelitos que propuso el gobierno, y que pretende controlar o silenciar las críticas de los disidentes, el anonimato tomará protagonismo, principalmente para defensores de derechos humanos, medios de comunicación y opositores.

A nivel general, las marcas continuarán su apuesta por experiencias entre digitales y presenciales, algo que el sector entretenimiento y turismo han comenzado a aplicar, aunque tímidamente.

 

En la actualidad se habla que otro gran reto, la desinformación en Nicaragua y el mundo entero, ¿qué hoja de ruta deben seguir las marcas y profesionales para hacerle frente?

La desinformación es un problema muy serio que hasta ahora solo el entorno vinculado a medios de comunicación y periodistas alertamos de ello. Sin embargo, su impacto engloba todas las actividades comerciales y sociales.

Para empezar, las marcas deberían estar dando un enérgico apoyo a los pocos medios y periodistas que en nuestra región están apostando por enseñar a identificar la desinformación a las audiencias digitales. Segundo, así como las marcas y empresas tienen un manual para el manejo de crisis, deberán pensar en uno para combatir la desinformación.

Y tercero, prestar mucha atención a las iniciativas gubernamentales que busquen frenar la desinformación, ya que hasta ahora la experiencia nos indica que en el fondo algunas buscan coartar la libertad de expresión con el disfraz de combatir este fenómeno, que a mi parecer se combate con educación.

 

Hablemos de infoxicación, un término que tras la pandemia ha cobrado importancia para los usuarios de Internet y redes sociales

La infoxicación es la incapacidad de las personas de dejar de consumir contenidos en la red sin un propósito. Aunque de forma inconsciente, con esta práctica los usuarios se están llevando a un daño emocional que puede derivar en enfermedades.

La infoxicación despierta la respuesta de alarma en el cerebro y potencia los miedos y la ansiedad. Lamentablemente, esto influye en nuestro comportamiento social, sobre todo cuando ocurren sucesos externos que nos atemorizan. La pandemia es un ejemplo de cómo el temor a la muerte o enfermedad nos llevó a consumir horas y horas de contenido por algo que nos preocupa.

 

Se afirma que la nomofobia será uno de los principales trastornos modernos, ¿qué significa para las marcas que cada día dependen más de Internet y redes sociales para informar y comunicar?

Las marcas deberán enfrentarse a estos fenómenos relacionados a la conectividad y apostar por estrategias de marketing humanizado, atendiendo a sus audiencias de forma personalizada e individual, y no como estadísticas generales o buyer personas.

Cada producto, campaña y hasta servicio, deberá volver al pasado y apuntar a experiencias más íntimas que funcionaron antes, cuando ni soñábamos con el poder de Internet, que a futuro pasará a tomar un rol más de canal difusor. Un ejemplo de ello son los podcast, que nos están regalando la magia que vivieron nuestros abuelos con la radio a mitad del siglo pasado, pero ahora apoyados con la digitalización.

 


*Jorge Hurtado es periodista, productor audiovisual y emprendedor, con más de 14 años en radio, prensa escrita y televisión. Ha sido vocero/organizador de causas sociales y proyectos de emprendimiento. Premio Ortiz Guardián (2012) al periodismo televisivo. Fundador de la productora audiovisual 3Media. Miembro de Global Shapers Community y Fellow de la generación 2016 del programa Centroamérica Adelante. Es becario del International Visitor Leadership Program Edward R. Murrow para periodistas y miembro de la tercera generación de la Red Latinoamericana de Jóvenes Periodistas de la plataforma Distintas Latitudes. Colabora con medios extranjeros desde Managua.

 

También te recomendamos leer Social media listening y big data: herramientas fundamentales en 2021

 

Ivette Gonzalez

Ivette Gonzalez

0 comentarios

Trackbacks/Pingbacks

  1. Combatir las noticias falsas y desonformación - iLifebelt™ - […] Te podría interesar leer: Infoxicación y desinformación en Nicaragua [Entrevista con Jorge Hurtado] […]

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *