Son los conectados, los idealistas, los techies, los de vieja escuela y los limitados, y están aquí para enseñarnos como marcas y empresas, a hablarles en su idioma. ¿Los conoce? 

El tema generacional es algo que he venido estudiando e investigando desde hace unos años y quisiera aprovechar este post para compartir algunos hallazgos:

 

1. Origen del Término

La definición millennial tiene un contexto muy estadounidense y viene de un libro de 1991 escrito por Neil Howe y William Strauss llamado Generations: The Story of America’s future 1564 to 2069. En este libro los autores describen a la generación Millennial como la que sería adulta al llegar el milenio, naciendo entre 1982 y el 2000.

 

2. Un tema repetitivo

Que existan una serie de estereotipos negativos o caricaturizados hacia esta generación es un reflejo de lo que ha pasado por siglos: Toda nueva generación encuentra faltas muy similares en la generación anterior.
Pasó con los llamados Baby Boomers y también con mi propia “Generación X“. (recuerdo que a mis 25 años, como un intento de entender a mi propia generación uno de mis primeros jefes nos regaló a todos un libro que se llamaba “La Crisis del Cuarto de Edad”).

 

3. El modelo millennial

Lo que conocemos y entendemos como millennials es un modelo “americanizado” de joven en sus veintes (lo que yo llamo el “millennial foto stock”) y que comparten 3 características muy bien descritas por Richard Barrett en una reciente entrevista con Sebastián Falla: A) Nacen en democracias libres, B) Se crían con padres alentadores, C) Crecen en un contexto de oportunidades.

 

4. Los Millennials NO son una Tribu (ni tampoco un signo zodiacal)

La realidad es que un grupo de personas con edades entre los 18 y 35 (o los 16-34) difícilmente puede ser considerado una “tribu” o compartir mágicamente características similares.
Y menos aún en nuestras realidades latinas, donde la gran mayoría de ocasiones no se cumplen las 3 características que mencioné en el punto 3. Todos somos moldeados por el contexto de país y localidad, por la influencia de familia, la situación socioeconómica, el acceso a educación y oportunidades y muchos otros factores que no tienen que ver con nacer en un determinado rango de fechas.

 

5. Lo que toma llegar a ser adultos

Un unificador más real para esta generación se define muy bien en el concepto de “Adulto Emergente” propuesto por Jeffrey Arnett: Los tradicionales hitos de la adultez (educación superior, independencia financiera, dejar el hogar, casarse y tener hijos) se van definiendo con menos claridad : “Ser adulto” es ahora algo más complicado de definir y los jóvenes se toman más tiempo para cumplir cada una de estas etapas, sin que esto sea ya un estigma entre su mismo grupo.

 

6. Una generación más conectada

La conectividad y el acceso a la información y contexto global a través del internet es quizás el unificador más grande de esta generación, y esto genera algunas coincidencias culturales y de actitud. Sin embargo las brechas económicas y sociales unidas a las realidades culturales individuales seguirán marcando diferencias marcadas entre este grupo de edad.

 

7. Cuestión de madurez

Las generalizaciones que atrevidamente asignamos o parodiamos de este grupo muchas veces tienen más que ver con grados de madurez y personalidad que con realidades compartidas: “Querer todo fácil” no es issue millennial, es un problema de responsabilidad.

 

8. Entonces ¿quiénes son?

En los últimos tres años me he tocado conversar, analizar e investigar a este grupo generacional en Centroamérica y me he permitido proponer 5 clasificaciones (con su respectiva motivación) definidas según su cercanía y acceso al contexto global:
  1. Los conectados son un  grupo que ve la conectividad y el acceso a la información de manera utilitaria y como parte de su contexto. Son navegadores de información, participan de redes sociales, algunos comprarán en línea y consumen su información en la web.
  2. Los idealistas ven en el contexto global una oportunidad de cambiar al mundo y de usar las nuevas facilidades para devolver a la sociedad. Generalmente participan en grupos que avalan este tipo de cambio desde la educación, la información, la ayuda social o el emprendimiento.
  3. Los techies ven una oportunidad de participación activa a través de la innovación tecnológica. En este grupo hay personas involucradas en el ambiente de startups o en trabajos globales de orientación tecnológica.
  4. Más lejos del contexto global están los de vieja escuela, estos tienen valores más similares a las generaciones anteriores en términos de familia y tradición, e incluso pueden llegar a ver los cambios como algo más de recelo o cuidado.
  5. Y en la parte más lejana del espectro está el grupo que tenemos más descuidado y que por estar tan lejos del “estereotipo millennial” casi nunca lo tomamos en cuenta. Estos son los limitados, y su motivador es la supervivencia. La descripción suena dura ¡porque lo es! La mayoría latinoamericana cae en este grupo: personas que tienen acceso limitado a la educación, la conectividad y en algunos casos, el trabajo.
Es importante notar que esto sigue siendo una clasificación simplificada de un grupo muy grande y que además una persona puede tener características combinadas de más de una clasificación. La idea no es tratar de meter a todos “en una misma bolsa” sino de entender que son una generación muy amplia y diferente.
Si les interesa ver la presentación completa la pueden encontrar aquí.
Contenido original publicado en Gorileo.com
 
Rogelio Umaña es publicista y consultor especializado en Mercadeo Digital.

1 Comentario

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos Relacionados